Crear una marca desde cero, paso a paso.

Pasos crear una marca

¿Quieres conocer los pasos a seguir para crear una marca desde cero? Hoy analizaremos desde una visión práctica, los pasos para crear una nueva marca.

Una marca hoy en día es mucho más que un buen diseño de logotipo. El Branding está ligado a la experiencia del usuario. Cuando diseñamos una marca definiremos la forma que tendrá de comunicarse con nuestro consumidor y los valores que transmitirá.

Es importante que entendamos esta visión, que marcará nuestras acciones durante el proceso de creación de una marca. El objetivo es crear una personalidad que definirá una experiencia, que nos termine dando una propuesta de valor que el consumidor prefiera frente a la competencia.

Veamos pues, los pasos que debemos seguir para crear una marca desde cero con éxito.

Pasos para crear una marca desde cero

Antes de empezar, es importante que sepas que este proceso exige información. Una mezcla de investigación de mercados, pensamiento estratégico y habilidades de gestión, además de un diseño brillante. Debemos ser capaces de sintetizar todos los puntos o aristas que formarán luego la personalidad de nuestra marca.

Este aspecto provoca que este proceso sea muy similar con independencia del cliente o sector en el que nos encontremos. Al final se trata de personas. Un proceso de fases lógicas que nos ayudará a ir tomando decisiones durante el camino, y evitar que todo se reduzca a la elección de un “logo bonito”.

Paso 1. Briefing e Investigación

Responder preguntas es relativamente fácil, lo complicado será hacer la preguntas adecuadas. Durante esta fase profundizaremos en nuestro modelo de negocio y realizaremos una investigación exhaustiva. Tendremos que conocer:

  • ¿Dónde queremos llegar? ¿Qué pretendemos lograr como empresa? La visión, las estrategias, los valores y los objetivos que pretendemos alcanzar como empresa.
  • ¿Quién es nuestro cliente actual y futuro? Necesidades y percepciones de los grupos de interés. Realizar investigación cualitativa y cuantitativa, Test de Usabilidad, etc.
  • ¿Cuál es nuestra posición actual? ¿Cuál es mi punto de partida? ¿Estamos alineados con lo que queremos ser? Una cosa es lo que creemos o queremos ser y otra, lo que realmente somos. Realizaremos una auditoría de marketing con un inventario de todos los elementos utilizados hasta la fecha.
  • Auditoria Competitiva. ¿Qué nos hace únicos? Examinar la marca de la competencia, sus mensajes clave y su identidad. Analizaremos otra marcas del sector y su arquitectura.
  • Entrevistas personales con puestos clave siempre que sea posible, para conocer detalles internos, tendencias, detectar posibles problemas, líneas de pensamiento, etc. También puedes crear cuestionarios que te permitan extraer datos en este sentido.

Una vez tengamos toda esta información tendremos una visión 360 de nuestro negocio.

Paso 2. Definir tu Promesa de Marca

Las marcas son la promesa de una experiencia cumplida. La estrategia de marca debe contemplar todos las parte de esa experiencia.

Tras descubrir todos los aspectos de nuestro negocio y procesar la información, esta se destila en un una idea unificada y en una estrategia de posicionamiento. Aquí no hablamos de inventar, -esto es un trabajo creativo que desarrollará la fase de diseño-, en la estrategia debemos descubrir qué representa nuestra marca y qué la hace diferente.

Definiremos la Promesa de Marca:

  • Definiremos la Idea de marca. Nuestra esencia de marca, la idea clave.
  • Definiremos la personalidad de marca. Humaniza y ayuda a hacer reconocible tu marca. Mensajes, tono y concepto que deseamos transmitir.
  • Definiremos los valores de marca. Las personas solo conectan con aquellas marcas que les aportan un significado con el que sentirse identificados. Esto es gracias a los valores de marca.
  • Definiremos los Ideales de marca. Analizaremos la Visión, Significado, Autenticidad, Diferenciación, Sostenibilidad, Coherencia, Flexibilidad, Compromiso y Valor de nuestra marca. Aquí te cuento cómo puedes definirlo.
  • Definiremos nuestra plataforma de posicionamiento. Posición de marca presente y futuro para todos los públicos a los que deseamos llegar.

Por último, crearemos un brief creativo que ayudará en las fases de diseño posteriores, a dar forma a la marca.

Paso 3. Definir la Identidad de Marca

Llega el momento que hace brillar al director creativo, y crear los territorios visuales.

Hemos hablado que el branding no es solo un buen diseño pero, eso no significa que sea menos importante. El diseño será la interfaz que permite provocar experiencias y un elemento clave del branding para crear una marca desde cero.

La identidad de marca forma parte de los elementos tangibles de nuestra marca. Puede verse, tocarse, escucharse, podemos verla moverse y permite que nos reconozcan. Son el conjunto de elementos característicos que construyen nuestra marca y que gestionaremos con nuestra estrategia de Branding.

Un trabajo donde debemos ser capaces de visualizar el futuro de nuestra marca, para encontrar el territorio o ruta de diseño que mejor funcionará con nuestra marca.

Los territorios incluyen elementos de diseño, imágenes, sistemas de color y tipografía. Es útil realizar una tormenta de ideas que termine en diseñar una identidad o lenguaje visual y explorar aplicaciones que expresen nuestro valores de marca. Las animaciones y sonoridad nos pueden ayudar también en ciertos sectores.

Terminaremos definiendo todo un sistema visual compuesto por todos los elementos que trabajarán de forma conjunta, para ofrecernos una marca consistente, flexible y duradera.

Ahora es el momento de iniciar también los trámites para el Registro de marca, si aún no lo has hecho.

Sistema visual de tuenti creado por saffron

Paso 4. Puntos de contacto

Las marcas deben ser consistentes y deberemos cuidar su experiencia de consumo, tanto en el desarrollo de la apariencia y percepción de la marca.

Analizaremos el ‘customer journey’ es decir, el viaje que realiza nuestro cliente en la decisión de compra hasta llegar a nosotros. Y definiremos todas las aplicaciones de marca y mensajes con los que entrará en contacto nuestro consumidor.

El abanico es amplio: Papelería, señalítica, señalítica, unformes, vehículos, packaging y publicidad.

Uno de los puntos de contacto clave hoy en día serán online. Una buena imagen online, con una página web actual y canales en redes sociales cuidados.

Un error común es empezar por este punto, donde muchas empresas parece que nacen en Instagram sin saber exactamente qué las hace diferentes. Esto provoca que muchos de estos ‘negocios’ online terminen muriendo, siendo productos o servicios vacíos de contenido y de marca. Tu cuenta de instagram, es el último paso.

Terminaremos definiendo nuestro Brand Book o Manual de Marca como guía donde se define de manera precisa, todos los elementos que ayudan a construir la identidad de marca.

Paso 5. Gestionar Activos

Todas las fases anteriores nos llevan a tener una idea clara de qué queremos ser. Ahora es momento de darle vida y ponerla a funcionar.

Muchas veces cuando trabajas para un cliente, esta última fase ya no tiene participación de la consultora. Esto resulta extraño, y para quienes trabajamos en branding, una parte importante de nuestro trabajo reside en este última paso.

Ahora es el momento de construir una sinergia alrededor de la nueva marca, junto con el desarrollo y ejecución de un plan estratégico de lanzamiento. Éste debe contemplar tanto el ámbito interno de la empresa como el externo, así como definir los estándares y directrices que nos permitirán construir la marca.

Es un buen momento para promover además la figura de los ‘campeones’ de marca. Esos empleados y colaboradores que hemos integrado en el proceso, que harán suya la marca y serán nuestro mejor abanderado. Sus ideales serán compartidos con la marca y logras esto con la cultura empresarial de tu negocio, te asegurará otro factor de éxito a largo plazo.

Así mismo, la figura de un consultor externo de marca nos ayuda establecer un liderazgo constante y un compromiso a largo plazo con la marca. Evita la estrategias veleta y los cambios de rumbo continuos, sin un análisis que los sustente.

Y estos son los pasos para poner en marcha cualquier proceso de creación de marca. Espero haberte servido de ayuda. Recuerda que puedes dejar tus dudas en los comentarios o compartir tus proyectos de marca con nosotros a través de las redes sociales.

¡Hasta la próxima!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Quizás pueda interesarte